lunes, 20 de octubre de 2014

Looper

“Looper” pretende ser una película sobre viajes en el tiempo con una vuelta de tuerca. Y lo consigue, convirtiéndose un título de lo más interesante, recomendadísimo para los amantes de la ciencia ficción.

En un futuro no muy lejano, los viajes en el tiempo son una realidad. Una realidad peligrosa, capaz de alterar la historia, y que han sido prohibidos. No obstante, las mafias han encontrado una aplicación bastante práctica a los mismos: manda a una víctima al pasado, donde un asesino le espera para liquidarle. Los del futuro burlan el sistema de control y vigilancia capaz de detectar la muerte de una persona al instante, hacen desaparecer el muerto y en el presente se asesina a una persona que, a efectos legales, no existe ni nadie echará de menos poniendo una denuncia. Todo muy bonito, hasta que “se cierra el círculo”. Así se llama cuando desde el futuro mandan a la versión futura del verdugo para que él mismo se liquide. Esto le pasa a Joe (Josepht Gordon-Levitt), que se encuentra con su yo futuro (Bruce Willis), a quien falla a la hora de eliminar y a quien deberá perseguir para arreglar las cosas.

Ese incomodo momento en el que te das cuenta
de que te vas a quedar calvo en el futuro...

Con un planteamiento serio y un tanto crudo, “Looper” es una película que se aguanta de pie ella solita muy bien. El tratamiento de la historia, los personajes, los recuerdos, tremendamente bien llevados se mezclan con acción y persecuciones en dosis muy igualadas y bien rodadas. Incluso la introducción de mutantes resulta acertada. Para que nos entendamos, “Looper” es “Regreso al Futuro” para adultos y con un planteamiento serio (con todos mis respetos y admiración a la saga de Spielberg). Actores muy solventes dan vida a esta historia de viajes en el tiempo y cambios en el curso de la historia. Sin grandes efectos especiales (no le hacen falta), es una cinta de ciencia ficción que no me extrañaría que en un futuro no muy lejano empiece a considerarse un clásico moderno dentro del género.

Bienvenido al pasado, disfruta de tu próximo segundo de vida...
votar